martes, 9 de octubre de 2012

Historia de un Perito Informático

Además de escribir sobre el proceso pericial y los informes periciales en general, de vez en cuando escribiré algo sobre mi, sobre mi historia, mis experiencias, y algún que otro tema de actualidad, siempre alrededor de la labor del perito y las técnicas forenses.

Empiezo aquí hablando del proceso que me ha llevado a mi situación profesional actual, y quizá más adelante os hable de mis proyectos de futuro.

Mi acercamiento a la Informática Forense creo que estaba predestinado. Hay dos cosas que me atrajeron a la informática cuando empecé con 10 años. La primera era la programación, en aquella época especialmente de juegos, aunque no en exclusiva.

La segunda era la seguridad. Desde que vi por primera vez el clásico de Matthew Broderick "Juegos de Guerra" (también soy un poco friki, pero eso es harina de otro costal), siempre me ha llamado la atención el mundo hacker, y todos sus derivados, entre ellos la seguridad informática en si misma y la investigación forense.

Desde el principio de mi vida profesional la seguridad fue una constante. Pero mis primeros contactos con la informática forense y los informes periciales fue casi casual y sin mucho conocimiento. Fue a raiz de una petición de un amigo abogado cuando empecé a tomarme en serio la labor pericial. Empecé a formarme, a hacer cursos, a leerme legislación... y a hacer periciales.

Tras unos años haciendo periciales informáticas, he tenido cada vez más contacto con peritos y casos de otras especialidades. He compartido cursos, congresos y eventos de todo tipo con peritos arquitectos, grafólogos, médicos, enfermeros, psicólogos, etc, etc.

Luego se creó el comité de expertos de AENOR para la redacción de lo que ahora es la norma UNE 197001:2011, comité del que pasé a formar parte. Muchas discusiones después, y tras muchas decisiones tomadas, he visto el punto de vista de todo tipo de peritos sobre el proceso pericial y la redacción adecuada para los informes periciales. Y cuando digo todo tipo de peritos me refiero no sólo a sus especialidades, sino a sus objetivos. Había peritos de parte, fuerzas de seguridad del estado, empresas de seguros, mediadores,... un poco de todo.

Un efecto colateral indeseado de esta amplitud de puntos de vista resultó en una simplificación (a mi modo de ver excesiva) y generalización en la norma resultante. Probablemente habrá cambios, pues existen iniciativas a nivel europeo en este sentido que puede darle un giro radical al objeto de esta norma, o bien causar la creación de otra u otras.

Otro efecto ha sido la creación de subcomités para normas derivadas, especializadas en temas concretos que requieren un tratamiento especial, al menos a priori. Uno de ellos es el Grupo de Trabajo 2, encargado del desarrollo de lo que sería la UNE 197010, sobre informes periciales informáticos, del que también formo parte.

Mi participación en los Colegios de Ingenieros e Ingenieros Técnicos en Informática de Asturias, y posteriormente en el Consejo General correspondiente, también ha contribuido a que me introduzca cada vez más en estos temas, participando en la redacción de los reglamentos de visados y listas de peritos, orientando a los peritos noveles que necesitan consejo en sus primeros trabajos e impartiendo cursos de formación sobre periciales. En definitiva, aportando mi granito de arena en lo que puedo.

Hizo falta un último empujón para que de todas estas semillas empezara a germinar un brote nuevo. Pero eso es asunto de un próximo post.